EL PERGAMINO Y LÁMINAS DE GRANADA Y EL QUIJOTE

Corría el año de 1588 en Granada.  Se había comenzado la demolición de la torre conocida como Turpiana, antiguo minarete de la mezquita, para continuar con la edificación de la nueva catedral granadina. El día 19 de marzo, festividad de san José pero día laborable, se halló entre los escombros una caja que contenía un pergamino, un paño y un hueso. Había comenzado el mayor intento de falsificación de la historia de España.

LÁMINA1.1

El hallazgo de la citada caja fue el inicio de otra serie de descubrimientos misteriosos: una serie de láminas de plomo con escrituras exóticas y, junto con ellas, una cantidad ingente de supuestas reliquias de santos. Esto ocurrió entre el 21 de febrero de 1595 y el 22 de diciembre de 1599 a las afueras de Granada en el monte Iliputano, a orillas del río Darro. En ese monte se levantó lo que hoy día se conoce como la abadía del Sacromonte.

ABADÍA DEL SACROMONTE (GRANADA)

ABADÍA DEL SACROMONTE (GRANADA)

Se inició un proceso para intentar demostrar la autenticidad de todo lo encontrado en el que se gastaron cantidades ingentes de dinero. Finalizó el proceso el 6 de marzo de 1682 cuando la curia romana dictaminó que todo había sido una falsificación.

Esta realidad fue conocida sin lugar a dudas por Miguel de Cervantes. Recordemos que entre 1587 y 1601 había sido en Andalucía comisario de abastos de la Armada Invencible y recaudador de impuestos en el reino de Granada, lugares en los que tuvieron lugar los hechos y las arduas y controvertidas disputas sobre su autenticidad. Hasta un concilio tuvo lugar en 1600 sobre este asunto, que finalizó declarando auténticas las reliquias del Sacromonte.

LÁMINA21

Ese proceso no se le podía escapar a Cervantes y lo llevó al Quijote, donde corren parejas realidad y literatura. Eso es lo que he pretendido demostrar en el estudio que se titula EL PERGAMINO, LAS LÁMINAS Y LOS LIBROS PLÚMBEOS DE GRANADA COMO FUENTE DE INTERPRETACIÓN DE ALGUNOS PASAJES DEL QUIJOTE. Sin conocer lo que sucedió en Granada entre 1588 y 1599, difícilmente se podrán entender algunos pasajes del Quijote, especialmente el críptico final del capítulo 52 de la primera parte.

Pincha aquí y te sorprenderá una apasionante historia urdida por dos médicos moriscos y su presencia en la obra cumbre de la literatura española.

EL PERGAMINO Y LÁMINAS DE GRANADA Y EL QUIJOTE

Anuncios
Esta entrada fue publicada en CERVANTES NOVELISTA y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a EL PERGAMINO Y LÁMINAS DE GRANADA Y EL QUIJOTE

  1. Como dices, es un episodio poco conocido. La intertextualidad del Quijote da para mucho 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s